Un cambio de lenguaje más preocupante

La Fed decidió mantener sin cambio la tasa de interés en 2.5%. Sin embargo, hubo algunas modificaciones en su comunicado. Dejó a un lado la promesa de “ser paciente”, y ahora “actuará según sea apropiado” para sostener casi una década de expansión.

El 41% de los miembros de la Fed abrieron la posibilidad de reducir la tasa de interés hasta en dos ocasiones en lo que resta del año. Quizá en ese sentido iniciarían en julio, un mes poco propicio para hacer movimiento en tasas. Ahí veríamos con mayor preocupación que la Fed observa riesgos mayores sobre la economía.

El 47% consideró apropiado reducir la tasa de interés en una sola ocasión en el año para ajustar un poco las presiones en mercado de dinero y cambiario. En ese sentido, consideramos apropiado el mes de septiembre, donde también, como cada trimestre, actualiza estimados de crecimiento, inflación y empleo, hay conferencia y desde luego el comunicado.

La curva de los bonos del Tesoro está descontando que la Fed sí bajará la tasa de interés. La pregunta es ¿cuándo y cuántas veces?

Entre sus estimados, el crecimiento económico en 2019 lo mejoró ligeramente de 2.05 a 2.10% anual. En contraparte, la inflación se ajustó a la baja a 1.5% anual, mientras que el empleo seguirá fuerte.

Deja un comentario