Pilotzi Noticias -

Neto se convirtió este martes en el brasileño número 36 de la historia del FC Barcelona, una lista que inauguraron Fausto Dos Santos y Jaguaré Bezerra en el verano de 1931 y ampliaron hace un año Arthur Melo y Malcom Filipe Silva. Futbolistas de toda clase y condición, discretos secundarios que hicieron carrera o pasaron de puntillas hasta cracks que maravillaron junto a otros que fracasaron y apuestas fallidas, hubo de todo en la historia.

De estos casi 40 jugadores que algún día vistieron la camiseta azulgrana podría confeccionarse una alineación que no por su poco equilibrio dejaría de ser un auténtico Dream Team y podría ser este:

NETO.
Portero. El último en llegar y segundo meta de la historia tras el anecdótico Jaguaré en 1931, que solamente jugó partidos amistosos. Cerca de cumplir los 30 procede del Valencia y antes destacó en la Fiorentina para ser también suplente de Buffon en la Juventus.

DANI ALVES.
Defensa. Considerado el mejor lateral derecho de la historia del club, fichó en 2008 procedente del Sevilla y hasta su marcha a la Juventus en 2016 disputó 391 partidos de azulgrana, conquistando 23 títulos.

ALOISIO PIRES.
Defensa. Fichado tras los Juegos Olímpicos de 1988 al Internacional de Porto Alegre por deseo de Johan Cruyff, permaneció dos temporadas en el Barça, jugando 48 partidos y ganando dos títulos hasta su marcha al Porto.

MARIO MARINHO.
Defensa. Capitán de la selección que disputó el Mundial de 1974, tuvo un paso efímero por el club entre diciembre de aquel año y el final de la temporada siguiente. Se alineó en 37 partidos y, descartado por Hennes Weisweiler, fue traspasado al Internacional de Porto Alegre.

SILVINHO MENDES.
Defensa. El hoy nuevo entrenador del Olympique de Lyon fue fichado al Celta en 2004 y hasta su salida al Manchester City en 2009 disputó 128 partidos de azulgrana. Secundario de gran rendimiento logró ocho títulos de azulgrana, dos Champions y tres Ligas entre ellos.

DECO.
Mediocampista. Nacionalizado portugués, fichó por el Barça procedente del Porto en 2004 y hasta su marcha al cabo de cuatro años al Chelsea disputó 161 partidos, ganando dos Ligas y una Champions como trofeos mayores. Imprescindible en la mejor época de Rijkaard.

RONALDINHO.
Mediocampista. Mediapunta con alma de delantero, aterrizó para devolver la alegría al Barça en 2003 desde el PSG y marcó 94 goles en 207 partidos en cinco temporadas, tras las que se fue al Milan. Personaje capital para entender el renacer del club.

RIVALDO.
Mediapunta. Sustituto de emergencia de Ronaldo, el Barça le fichó al Deportivo por la cifra record de 24 millones de euros en 1997. Marcó 130 goles en en 235 partidos oficiales hasta su salida al Milan en 2002, quedando como uno de los brasileños más discretos fuera del campo y más resolutivos dentro de él, del que nunca se olvidará un gol al Valencia.

NEYMAR.
Delantero. El fichaje más judicializado de la historia del Barça, que lo fichó al Santos en 2013 y se convirtió en 2017 en el traspaso más alto de la historia al irse al PSG por 222 millones. Hoy, cuando su regreso está en el escenario, permanecen en el plano los 105 goles en 186 partidos durante las cuatro temporadas que fue culé.

ROMARIO.
Delantero. El que fue conocido en su momento como Futbolista de dibujos animados, permaneció una temporada y media en el Camp Nou, entre julio de 1993 y enero de 1995, llegado del PSV y traspasado al Flamengo. Disfrutó de una primera temporada inolvidable, marcando en la Liga los 30 goles que prometió en el final del Dream Team.

RONALDO.
Delantero. El Fenómeno tuvo una corta e intensísima etapa en el Barça, durante una temporada 1996-97 imposible de olvidar. Fichó del PSV y un año y 47 goles después se fue al Inter de Milán, dejando un vacío que el tiempo no ha logrado llenar.

LOS OTROS
Más allá de este XI que podría, sin duda, conformar un equipo digno de una selección canarinha de primer orden (aunque Deco fue internacional con Portugal), por el Barça, en el que aún permanecen Coutinho o Malcom y también está Arthur, pasaron otros con distinta suerte en el campo y diferente recuerdo en la grada.

Son nombres como Evaristo, Motta, Edmilson, Geovanni, Belletti, Batista, Giovanni Silva, Sonny Anderson, Bio, Motta, Rochemback, Keirrison, Henrique, Douglas, Maxwell, Adriano, Rafinha, Paulinho y Cleo, el ‘sustituto’ de Schuster y cuyo gran capítulo en el club fue… celebrar su boda en Barcelona.

Capítulo propio, entre todos, merecería Roberto Dinamita, el mejor goleador de la historia del Vasco da Gama y a quien Núñez fichó por sorpresa en enero de 1980. Diez partidos y tres goles después regresó con el sabor del fracaso a su país, donde siguió marcando goles antes de cambiar el fútbol por la política.

Con información de ESPN

Deja un comentario